UGT denuncia el despido de un trabajador en una empresa en Vitoria

El trabajador, que hasta el momento no había tenido ningún tipo de amonestación verbal o escrita acerca de la realización de su trabajo, se encontraba de baja en el momento de los hechos recibiendo una misiva en su casa por parte de la empresa en la que le comunica “ su despido disciplinario” fundamentando las razones del mismo en su bajo rendimiento y alegando que el trabajador siempre había deseado obtener una invalidez y, por tanto, dejar de trabajar.
Print This Post
  
  
Email This Post   


La empresa Implenet S.L. del sector del metal ha decidido rescindir el contrato a un trabajador de la misma toda vez que éste decidió presentarse por UGT a las elecciones sindicales que se celebrarán en la empresa el próximo miércoles.

El trabajador, que hasta el momento no había tenido ningún tipo de amonestación verbal o escrita acerca de la realización de su trabajo, se encontraba de baja en el momento de los hechos recibiendo una misiva en su casa por parte de la empresa en la que le comunica “ su despido disciplinario” fundamentando las razones del mismo en su bajo rendimiento y alegando que el trabajador siempre había deseado obtener una invalidez y, por tanto, dejar de trabajar.

Las falsedades continúan en la carta con diversas descalificaciones al mismo como el “mal cumplimiento de sus funciones”, “hacer caso omiso de las instrucciones dadas por sus superiores” e incluso “cometer errores que son imperdonables ya que ponen en peligro la seguridad de los clientes”.

Este tipo de descalificaciones chocan en gran medida, ya que en la misma carta la empresa reconoce la improcedencia del despido,y solicita por el mismo una indemnización de 5.161,80 Euros la cual se depositaría en el juzgado de lo Social , con fecha 5-02-2008 fecha en que tiene efecto el despido.

La mutua de la empresa cursó su baja el 5 de Noviembre del pasado año debido a una epicondinitis ( codo de tenista) de ambos brazos producida por la realización de sus labores, siendo intervenido el pasado 27 de Diciembre del brazo derecho.

Ante estos hechos, UGT quiere denunciar las falsedades y mentiras que la empresa ha alegado para despedir al trabajador por lo que solicita la readmisión del mismo a la vez que anuncia que se presentará, tal y como estaba previsto en un principio ,a las elecciones sindicales con el nombre del mismo a la cabeza ya que hasta el momento, no hay una resolución judicial sobre su despido.