- UGTEuskadi - https://ugteuskadi.net -

Los trabajadores, “paganos” de las prácticas abusivas y el oscurantismo que han ocasionado la crisis

El Secretario de Acción Confederal de UGT, Toni Ferrer, ha manifestado que las prácticas abusivas y el oscurantismo han provocado la situación actual de crisis financiera, con efectos en la economía real y con los trabajadores como perjudicados, en declaraciones a los medios de comunicación tras intervenir en unas jornadas, en la sede de Bilbao, sobre Responsabilidad Social de las Empresas (RSE), en la que representantes sindicales de UGT, de seis comunidades autónomas, participan a lo largo de 4 jornadas.

Organizadas por UGT-Euskadi, la jornada tiene como objetivo analizar los diferentes ámbitos de aplicación de la responsabilidad social de las empresas y abordar, según ha explicado el Secretario General de UGT-Euskadi, Dámaso Casado, lo “qué tiene que hacer el sindicalismo” en esta materia. En este sentido, destaca que, independientemente de la situación de crisis, “los trabajadores, dentro de las empresas, veamos la discusión y el diálogo que tiene que haber con los propios empresarios”.

El seminario pretende informar sobre los instrumentos de actuación e información sobre las RSE, que no son “la utilización que hacen las empresas” actualmente como “elemento de filantropía, mecenazgo o relaciones públicas”, sino que constituyen “un conjunto de medidas que las empresas realizan económica, social, medio ambiental”, formando “las estrategias de gestión de las empresas”.

Toni Ferrer recordaba el concepto de RSE por la UE como el conjunto de medidas, que sin ser prácticas aisladas realizan las empresas en su estrategia de gestión, que afecta al empleo, a la redistribución de beneficios, a las desigualdades entre hombres y mujeres….”Todo lo que afecta de forma determinante a la gestión de las empresas y más en épocas de crisis.

Denunciaba así las prácticas de las empresas en las que los ejecutivos empresariales tienen “contratos blindados”, mientras discuten despidos de trabajadore, casos en los que la empresa no está cumpliendo con la RSE”.

Toni Ferrer subrayaba que “en este momento económico, es “central” tener en cuenta que los ejecutivos empresariales han dispuesto de “retribuciones abusivas” y “paracaídas de oro” mediante contratos “blindados” para regular su salida de las compañías. Estamos viviendo situaciones que parecen completamente irracionales: empresas en crisis en que el primer ejecutivo sigue cobrando mil veces más que el salario medio de la propia empresa, o empresas que están discutiendo el despido o la suspensión temporal de sus trabajadores y ese primer ejecutivo y el segundo nivel de ejecutivos tienen un contrato blindado frente al despido”.

Primer Consejo RSE

El Secretario Confederal de Acción Sindical ha anunciado que la RSE está empezando a coger fuerza y que España va a ser el primer Estado miembro de la UE en constituir el primer Consejo Estatal de RSE, previsto para el mes de noviembre.

El Consejo va a estar constituido de forma cuatripartita y paritaria. Formado por cuatro grupos, el primero, en el que estarán representados el Gobierno central, las comunidades autónomas, los municipios y provincias: otro grupo de organizaciones empresariales, el tercero de organizaciones sindicales y un cuarto, en el que estarán representados otros organismos sociales, de consumo, de medio ambiente, de economía social…

“Tendrá -manifiesta- la función “muy importante” de establecer por primera vez en el Estado un marco referencial para delimitar “qué es RSE, qué estándares utilizan en las empresas y la posibilidad de constituirse el Observatorio de Responsabilidad Social”.

Prácticas abusivas

Toni Ferrer ha advertido que las prácticas abusivas y el oscurantismo han provocado la situación de crisis financiera, con efectos en la economía real. “Abusos e irresponsabilidades que hacen daño y que tiene como paganos los trabajadores”

“Si hay dinero público para salvar la economía que ha estrangulado el sector financiero, -advierte- a la economía real, a las empresas, a las familias, tiene que haber vigilancia, control y, sobre todo, exigencias a los primeros ejecutivos de responsabilidades”.

De este modo, reclama que los trabajadores no sean “los paganos” de la crisis “o porque nos despiden o porque pretenden abaratar el despido o porque pretende congelar los salarios, cuando no rebajarlos”.