- UGTEuskadi - https://ugteuskadi.net -

Comité Nacional extraordinario de UGT-Euskadi

Reunido en Bilbao, a 1 de marzo de 2012, el Comité Nacional Extraordinario de UGT-Euskadi aprueba la siguiente:

{RESOLUCIÓN}

El Comité Nacional de UGT-Euskadi ha valorado de forma muy negativa la reforma laboral aprobada por el Gobierno del PP, el pasado 10 de febrero, que es INJUSTA con los trabajadores/as, INEFICAZ para la economía e INUTIL para el empleo, y que ha entrado en vigor sin diálogo social y sin información previa a los agentes sociales (organizaciones empresariales y sindicales). Todos, incluido el propio Gobierno, sabemos que esta reforma laboral no va a crear empleo, sino todo lo contrario, ya que a partir de ahora el despido será más fácil, más rápido y más barato.

Esta reforma laboral degrada las condiciones de trabajo y hará a los trabajadores/as más pobres y creará más desigualdades entre la ciudadanía. Asimismo, esta reforma desprecia el diálogo y la concertación social, seña de identidad de nuestras relaciones laborales, que a lo largo de más de 30 años de democracia han servido para afianzar y mejorar nuestros derechos laborales y sociales. Todos somos conscientes de lo ineficaz que resulta imponer medidas no avaladas o contrarias a la opinión de los agentes sociales.

Estamos ante la reforma del despido único, ante el despido indiscriminado, del despido ‘blindado’ y sin control, del despido barato, del despido automático, del despido libre y sin causa efectiva real, de una reforma de fomento del despido, del despido universal y que contiene previsiones regulatorias del despido, que para UGT-Euskadi son de dudosa constitucionalidad.

En contratación laboral, lejos de clarificarla, el Gobierno la ha complicado, haciéndola más confusa e injusta, ya que se establecen tratamientos de total desigualdad en la determinación de las condiciones de trabajo, según las distintas modalidades de contratación y dejando sin resolver la complejidad de los tipos de contratación laboral de nuestro marco legal. Ha dejado sin resolver uno de los problemas claves de nuestro mercado laboral, que es el encadenamiento fraudulento de los contratos temporales y además pone en marcha un contrato indefinido, con un periodo de prueba de un año, que no tendrá indemnización.

En flexibilidad interna, esta reforma ofrece una regulación de máxima flexibilidad para los empresarios, ya que se pueden modificar las condiciones de trabajo (reducción salarial, reducción horaria, movilidad geográfica, movilidad funcional, entre otras), de forma unilateral.

En negociación colectiva, va a estimular la fragmentación, la atomización, la desregulación y la falta de uniformidad básica en las condiciones de trabajo, ya que vaciará de contenido los acuerdos interconfederales de negociación colectiva, así como los convenios sectoriales, de ámbito estatal, autonómico e incluso los provinciales. UGT-Euskadi reafirma la validez de los convenios colectivos provinciales, ya que supone la única garantía para hacer valer los derechos de la mayoría de los trabajadores, que prestan sus servicios en las PYMEs, ya que no tienen capacidad por’ sí solos de negociar convenios propios de empresa.

En empleabilidad de los trabajadores, la reforma laboral opta por debilitar los servicios públicos de empleo, autorizando a las empresas de trabajo temporal como agencias de colocación. La obsesión del Gobierno por disminuir el gasto en prestaciones por desempleo ha hecho que se incluyan cuestiones (como la universalización de la colaboración social gratuita para las empresas privadas) que entendemos vulneran los derechos de los perceptores de prestaciones por desempleo. UGT-Euskadi entiende que las prestaciones por desempleo son un derecho, ya que son consecuencia de la cotización que a lo largo de los años ha realizado el trabajador.

Esta reforma también modifica aspectos sustanciales de la Ley 27/2011, de adecuación, actualización y modernización del sistema de Seguridad Social, con respecto a los despidos colectivos, que afectan a trabajadores/as mayores de 50 ó más años en empresas con beneficios.

A los empleados públicos esta reforma también les afecta negativamente, ya que podrán realizarse despidos colectivos e individuales, por causas económicas, organizativas, técnicas o productivas; se entiende como tales la insuficiencia presupuestaria sobrevenida y persistente para la financiación de los servicios públicos, durante tres trimestres consecutivos.

El permiso de lactancia y la guarda legal pueden quedarse en derechos reconocidos legalmente, pero de imposible aplicación práctica para trabajadoras/es.

Las personas con discapacidad son también víctimas de esta reforma, ya que supone un intento de dar un paso atrás en los derechos de estos trabajadores/as, con una vuelta a la concepción asistencial del empleo.
Por todo ello, UGT-Euskadi advierte que este reforma, como tantas otras, no va a crear empleo. Sólo se crea empleo si hay crecimiento económico. Estamos en una situación económica en la que la mayoría de los Gobiernos europeos, incluído el español, han adoptado medidas que solo inciden en los RECORTES, sin plantearse en ningún momento medidas de estímulo económico, que puedan reactivar nuestro mercado laboral.

UGT-Euskadi plantea que otras alternativas son posibles. Por ello proponemos:

-Un plan de relanzamiento y de inversiones para crear empleos estables y de calidad.

-Una política industrial dinámica, orientada hacia una economía verde y hacia sectores de futuro que creen empleo y aumenten el crecimiento económico.

-Una política fiscal más justa y más equilibrada, en la que paguen más los que más ganan. Así como establecer medidas de lucha contra el fraude y la evasión fiscal.

-Medidas de estímulo financiero dirigidas a las empresas y a las familias.

El Comité Nacional de UGT-Euskadi valora muy positivamente la respuesta masiva de la sociedad a las movilizaciones que en protesta por la reforma laboral hemos llevado a cabo en los últimos días.

UGT-Euskadi reafirma su compromiso en seguir con las movilizaciones y recuerda que tenemos alternativas y además, seguimos esperando una respuesta del Presidente del Gobierno, a la petición de apertura urgente de una Mesa de dialogo social para abordar dicha reforma.

Por todo ello, UGT- Euskadi planteará al Comité Confederal, que se celebrará la semana que viene, el impulso y desarrollo de todo tipo de acciones y movilizaciones democráticas, sin descartar ninguna alternativa, incluida la Huelga General, que deberá ser lo más unitaria posible, ya que entendemos que es una demanda histórica de los trabajadores/as. Ante una agresión de esta magnitud, no entenderían la división sindical.