- UGTEuskadi - https://ugteuskadi.net -

Los datos del paro confirman que la reforma laboral es ‘una máquina’ de destrucción de empleo

UGT valora negativamente el incremento de 2.588 (1,62%) de desempleados/as vascos en el mes de marzo, que eleva a 161.918 los parados en Euskadi. Los datos ponen de manifiesto que la reforma laboral de Rajoy está siendo {una máquina de destrucción de empleo,} ya que un mes después de su puesta en vigor, el incremento de despidos se está convirtiendo en la seña de identidad de la nueva normativa laboral.

Felipe García, Secretario de Formación y Empleo de UGT-Euskadi advierte de la necesidad de paralizar la reforma laboral impuesta por el Gobierno del PP, que ha sido masivamente rechazada por la sociedad, tal y como se ha puesto del manifiesto el 29-M.

“De no paralizar dicha reforma, -afirma- la destrucción de empleo se acelerará y nuestro mercado laboral necesita estabilidad, confianza y seguridad, todo lo contrario de lo que hace esta nueva normativa”.

UGT-Euskadi destaca que los desempleados/as aumentan en las tres provincias, aunque donde más incremento se ha producido en es Gipuzkoa. Por sectores, sigue siendo el de servicios el que contabiliza más parados, con 1.186, seguido de la industria. “No obstante, el dato más negativo en nuestra comunidad -manifiesta Felipe García- es el del colectivo de trabajadores inmigrantes, que sigue estando porcentualmente por encima del resto de los trabajadores”.

Para este sindicato es alarmante también que el 45% de los desempleados no cobra prestaciones. A este respecto advierte que “de no reforzar los sistemas de protección social se corre el riesgo de incrementarse el número de ciudadanos que viven por debajo del umbral de la pobreza.

“Es necesario reforzar las políticas activas de empleo”, advierte el representante de UGT-Euskadi quien asegura que es incomprensible el recorte del presupuesto del Gobierno de Rajoy que perdona la deuda a los defraudadores fiscales y castiga a los desempleados, reduciendo la formación y las ayudas a la contratación. “Están caminando en dirección contraria a la que el mercado laboral necesita”.