UGT acepta la propuesta de subidas salariales del IPC por cada año y se desmarca de la huelga de Transportes de Mercancías de Alava

UGT ha decidido aceptar la propuesta planteada por la patronal de subidas de salarial del IPC de cada año, desde el 2020 al 2026 y con efectos retroactivos, después de que su afiliación y representantes sindicales lo hayan decidido. "Las familias no llegan a fin de mes y esto supondría ahora mismo más de 200 euros en cada una de las 15 nóminas, además de los atrasos", señalan representantes de UGT en el sector.
Print This Post
  
  
Email This Post   


UGT es el segundo sindicato en representación en la mesa de negociación, con un 33% de representación, presentó junto con otros sindicatos la plataforma conjunta de reivindicaciones planteada, pero la propuesta de la empresa ha sido bien acogida por la afiliación, a pesar de que no se cumplan el resto de expectativas.

La propuesta de la patronal, por años, va de acuerdo con los IPCs de años anteriores: 0,8% para el 2020; como en dicho año el IPC fue negativo no se refleja subida para 2021; un 6,5% para el 2022, un 5,7% para el 2023 y se garantiza para los años 2024, 2025 y 2026 la subida del IPC. Esta subida salarial también incluye subida de la antigüedad.

En total, en este momento, los trabajadores tendrían una subida del 13%, más atrasos. Esto supone que “un mozo, categoría más común, pasaría de 18.160 a 21.430 en 2024, calculando que el  IPC  final del 2023 sea un 4%. Esto sería 3.270 euros de subida, 218 euros por 15 pagas más pluses de noches y otros conceptos “

Asimismo, se mantienen las condiciones del convenio actual con una jornada de 1.727 horas y contrato de relevo a petición del trabajador.

Impactos: 103