UGT-Euskadi denuncia las actitudes de las empresas que optan por la vía del despido en lugar de los ERTEs

Según los datos de paro registrado dados a conocer hoy por el Ministerio de Trabajo y Economía Social, se ha contabilizado una subida de 1.490 trabajadoras más en desempleo en Euskadi, que sitúan en 130.730 el número de desempleados/as registrados, el 55% de estos son mujeres, y una temporalidad que no baja del 91%, ya que de los contratos realizados, 59.318, sólo el 8,8% fueron indefinidos. No llega a 9 contratos por cada 100 efectuados. Maribel Ballesteros, Secretaria de Política Sindical e Institucional de UGT-Euskadi defiende que 2021 debe de ser el año de la recuperación con políticas encaminadas a las p
Print This Post
  
  
Email This Post   


Maribel Ballesteros, Secretaria de Política Sindical e Institucional de UGT-Euskadi defiende que 2021 debe de ser el año de la recuperación con políticas encaminadas a las personas, por ello pone en valor los acuerdos alcanzados en la Mesa de Diálogo Social, la semana pasada, y especialmente el mantenimiento hasta el 31 de mayo del complemento de ingresos para las personas en ERTE con ingresos inferiores a 20.000 euros. “Los ERTEs están sirviendo en esta pandemia como dique de contención y mantenimiento del empleo” asegura y denuncia las actitudes de empresas que están utilizando la vía del despido para ajustar sus pérdidas o “no ganancias”, con el perjuicio en el empleo y la  inseguridad que supone para las personas.

Recuerda también la búsqueda de soluciones a través de acuerdos que se han  aprobado en dicha mesa de concertación, como es la puesta en marcha de un programa de recualificación y recolocación para trabajadores/as en sectores en crisis,  mediante un programa piloto en el sector del Metal, con el que “esperamos recuperar a trabajadores/as para el mercado laboral”.

El sindicato va a iniciar movilizaciones a partir del próximo 11 de febrero para reclamar al Gobierno que cumpla sus compromisos  como la derogación de las reformas laborales, especialmente la del 2012, que ha devaluado las condiciones laborales y por la que los beneficios de las empresas se recuperaron en tiempo record, mientras los salarios no han recobrado todavía su poder de compra.

También se reclama la derogación de la reforma de pensiones del 2013, que condena a todos los pensionistas a un empobrecimiento continuo, así como el compromiso de la subida del Salario Mínimo Interprofesional, dando cumplimiento en esta legislatura a lo establecido en la Carta Social Europea que determina que el SMI debe situarse en el 60% del salario medio neto.

Por otra parte, UGT-Euskadi muestra su solidaridad con el compañero de CCOO herido  ayer, en Barakaldo, en un enfrentamiento con la Ertzaintza  durante la protesta por los despidos de 87 trabajadores en la empresa PCB, en el que  resultó con  fractura del tabique nasal.