UGT ha reclamado a Osakidetza que mantenga al personal contratado con el COVID 19 para disminuir cargas de trabajo

En la reunión de esta mañana ha demandado el abono de la carrera profesional y que se paguen como "días especiales" los trabajados en Semana Santa
Print This Post
  
  
Email This Post   


En la reunión de esta mañana de mesa sectorial de Osakidetza, UGT Sanidad Euskadi ha reclamado que se mantenga al personal contratado con el COVID19, para disminuir cargas de trabajo de los distintos servicios de la Sanidad Pública Vasca y el abono de la carrera profesional, por antigüedad. Consideramos que es de justicia exigir a Osakidetza el  abono de Carrera Profesional, de forma inmediata  y por años de antigüedad, para todas las categorías profesionales que trabajan en el Sistema Vasco de Salud  porque su actitud, profesionalidad y valía  ha quedado demostrado que es encomiable”, afirma Ana Vázquez, responsable de Sanidad de UGT-Euskadi.

Como ya reclamó por escrito, el mes pasado, UGT ha insistido en demandar a la dirección de Osakidetza que extienda la consideración de “días especiales” los días festivos, incluyendo el sábado, de Semana Santa, tal y como están establecidas las noches del 24 y 31 de diciembre y los días del 25 de diciembre y 1 de enero, que se retribuyen al doble de los valores establecidos en concepto de nocturnidad y festivos, en consonancia con el esfuerzo y arrojo de todo el personal de la Sanidad Pública vasca en esta crisis  del COVID 19, a la que han respondido sin descanso.

UGT ha hecho llegar  a Osakidetza otras propuestas referentes a días de vacaciones adicionales, abonados, para todos los trabajadores/as que han prestado servicios durante el estado de alarma, desde eventuales a interinos, sustitutos y en todas categorías profesionales.

Las representantes de UGT Sanidad han reclamado más comunicación y transparencia de de las direcciones del Servicio Vasco de Salud con los trabajadores/as y sus representantes sindicales y reclaman servicio de fisioterapeutas suficiente para la rehabilitación de pacientes, entre ellos la rehabilitación respiratoria de los enfermos de COVID que han pasado por las UCIs, y que cumpla el compromiso de revertir servicios privatizados en Osakidetza porque ahora más que nunca se ha visto que los servicios públicos son de especial importancia para la ciudadanía.