UGT- Euskadi llama a participar en los actos y movilizaciones en contra del TTIP en Bilbao, Donostia y Vitoria-Gasteiz

UGT -Euskadi hace un llamamiento a los trabajadores/as y a la ciudadanía en general a participar, de manera activa, en las manifestaciones y actos programados para este sábado 18 de abril, Día de Acción Global contra el Acuerdo Transatlántico para el Comercio y la Inversión (TTIP) que está negociando Estados Unidos y la Unión Europea.
Print This Post
  
  
Email This Post   


Jueves, 16 de abril de 2015

UGT -Euskadi hace un llamamiento a los trabajadores/as y a la ciudadanía en general a participar, de manera activa, en las manifestaciones y actos programados para este sábado 18 de abril, Día de Acción Global contra el Acuerdo Transatlántico para el Comercio y la Inversión (TTIP) que está negociando Estados Unidos y la Unión Europea.

En Euskadi, el sindicato forma parte de la Campaña EH.TTIP.EZ junto a más de 40 organizaciones sindicales, sociales y partidos políticos que han programado para este sábado 18, las siguientes acciones:

Bilbao. A las 20.00h. Manifestación contra el TTIP, partirá de la Plaza Moyúa y finalizará en el Teatro Arriaga.

Donostia. A las 12.00h. Concentración en el Boulevard.

Vitoria-Gasteiz. Todo el día. Mesa Informativa, en la plaza Correos

El sindicato anima a los trabajadores y trabajadoras a participar en defensa de los derechos de los ciudadanos sobre el interés de las multinacionales y a respaldar con su firma (en [->https://stop-ttip.org/es/firma/]) el rechazo a este Tratado, que se está negociando de manera opaca y donde se prima el interés de las grandes corporaciones multinacionales sobre el interés general.

UGT considera que no se puede permanecer impasible ante la planificación de un Tratado que apuesta por una globalización en base a la desregulación y privatización de servicios públicos esenciales; a la destrucción de derechos laborales, sociales, medioambientales y de salud ( EEUU no ha ratificado la mayoría de los convenciones básicas de la OIT, ni siquiera la número 87, relativa a la Libertad Sindical, ni la 98 sobre Negociación Colectiva); y que contempla el sometimiento de los Estados a los intereses de las multinacionales.

Con este tratado se pretende que los inversores podrán demandar a los Estados que incumplan las expectativas de ganancias previstas en sus inversiones, a través de la creación de un mecanismo supranacional. Esto merma el control democrático de los Estados que ceden su soberanía a los intereses de los grandes lobbies empresariales.

UGT-Euskadi se une además a las críticas de cómo se están produciendo estas negociaciones entre Estado Unidos y la UE, que se definen por la opacidad y el secretismo. Se negocia sin consulta pública y sin diálogo social, algo que contrasta con la información privilegiada que reciben los grupos de presión empresariales, que están determinando los contenidos de este Tratado.